La periodoncia se encarga del cuidado y tratamiento de los tejidos que rodean y sujetan los dientes. Las enfermedades periodontales más comunes son la gingivitis y la periodontitis, que suponen la inflamación e incluso la pérdida de esos tejidos, con la posterior pérdida de los dientes.

La periodoncia es por tanto aquel tratamiento que busca evitar la pérdida de esos tejidos de soporte dentario y, en la medida de lo posible, recuperar los tejidos perdidos. Esta técnica también incluye tratamientos estéticos para mejorar la forma de la encía, mejorando el aspecto que ofrecen los dientes.

El tratamiento periodontal te ayudará a mantener una boca saludable y sin inflamación, para evitar así la pérdida de dientes.